SALUD Y BIENESTAR

Garrapatas en invierno: cómo detectarlas

Tradicionalmente, en los meses más fríos de invierno, la mayoría de las garrapatas se vuelven inactivas y el riesgo de que aparezca una en tu mascota es bajo. Sin embargo, no hay que bajar la guardia ni siquiera en estos meses. Es importante que sigas revisando a tu mascota con regularidad para protegerle de las garrapatas en invierno.

Revisar en invierno a tu mascota para detectar garrapatas puede llegar a ser todo un desafío. ¡En primer lugar, nuestros perros parecen expertos en embadurnarse de barro y tirarse en bomba en cada charco! Las garrapatas pueden ocultarse fácilmente bajo el pelaje húmedo y embarrado, por lo que hay que asegurarse de que el animal no tiene barro antes de revisar si hay garrapatas.

En segundo lugar, aquellos días cálidos sin preocupaciones del verano se fueron y tu perro, entonces con el pelaje recortado y bien arreglado, ¡ahora en invierno parecerá más bien un mamut lanudo! Todo este pelaje extra puede ser bastante complicado de manejar - mantener el pelo de tu mascota bien acicalado y sin nudos hará que te resulte más fácil detectar cualquier invasor no deseado. Intenta cepillar el pelaje en ambas direcciones y separa la parte inferior del pelo para hacer una revisión minuciosa. 

Protege a tu mascota con la gama de productos antiparasitarios de Frontline y cuida de su salud todo el año con los productos específicos de higiene.

Dónde revisar para detectar garrapatas en invierno

Estas son algunas de las zonas de tu mascota en las que a las garrapatas les encanta esconderse:

  • Zonas sin pelo o con poco pelo: las garrapatas se alimentan de sangre y se sienten atraídas por las zonas donde pueden acceder fácilmente a la piel, como las ingles, las “axilas” y la barriga.

  • Alrededor de la cabeza: las garrapatas pueden agarrarse rápidamente mientras tu mascota hurga en la tierra.

  • Orejas: revisa tanto dentro de las orejas de su mascota como detrás de ellas.

  • Entre los dedos: estos son fácilmente accesibles para cualquier garrapata que se esconda en el suelo.

  • Alrededor de los cuartos traseros: esta zona también tiene poco pelo y es de fácil acceso, ¡un simple movimiento rápido de la cola puede ser la única invitación necesaria!

Desde Frontline te aconsejamos que no bajes la guardia y detectes garrapatas en invierno para así cuidar de su salud.

 

Compartir artículos: 

arriba / siguente