CONSEJOS Y CURIOSIDADES

Perros en otoño: 5 consejos para el cuidado de su salud

El cambio de estación supone también un cambio de rutina, y al igual que nos ocurre a los humanos, los perros en otoño experimentan ciertos cambios que les pueden afectar a nivel físico y mental.

No es de extrañar que en esta época del año notemos a nuestros perretes un poco más apáticos de lo normal, con pocas ganas de comer y un tanto deprimidos. Además, a esto debemos sumar otras posibles patologías físicas derivadas del cambio de pelaje o de la picadura de cualquier parásito. 

Sin embargo, no hay que ver este cambio estacional como algo negativo. Simplemente deberemos estar alerta para detectar algún posible cambio en la salud de nuestra mascota, y atajar a tiempo para subsanarlo y, juntos, poder disfrutar de todo lo bueno que la época otoñal nos ofrece. 

5 consejos para cuidar la salud de tus perros en otoño 

1. Atención a la muda del pelaje. La muda de pelo es un proceso normal y natural para que los perros se adapten a los cambios climatológicos. Suelen darse con el cambio de estación, y ahora en otoño es uno de los momentos. Así que te recomendamos vigilarles en el proceso y prestarles más cuidados si cabe. 

Indispensable durante la muda que le cepilles el pelaje diariamente, para eliminar los cabellos más viejos y reforzar los nuevos. También puede ser interesante utilizar productos adecuados para su aseo, como los champús de Frontline Pet Care, desarrollados según las distintas necesidades de nuestras mascotas. 

2. Protégele de los parásitos. Aunque en los meses de otoño e invierno no suelen proliferar tanto los parásitos como en los meses de calor, eso no implica que tu peludo no pueda infestarse de pulgas o garrapatas. Será necesario que apliques un antiparasitario efectivo todo el año, para de esta forma protegerle y prevenirle de picaduras que podrían derivar en otros problemas de salud. ¿Nuestra recomendación? Frontline Tri-Act, nuestro antiparasitario en pipeta, de rápida acción y con una duración de cuatro semanas. 

3. Cuidado con la Leishmaniosis. El cambio climático ha hecho que la presencia del flebotomo, el mosquito trasmisor de la Leishmaniosis, se prolongue en algunas zonas hasta finales de año. Por eso es importante estar siempre al acecho, y por supuesto proteger a nuestro mejor amigo con soluciones como Frontline Tri-Act, realmente eficaces. 

4. Visita al veterinario. Una visita al veterinario nunca está demás. Al igual que nosotros realizamos analíticas o chequeos periódicos, los perretes también necesitan sus revisiones para comprobar su buena salud. Además, con el frío sus defensas (al igual que las nuestras) pueden bajar y con ello se quedan más expuestos a cualquier enfermedad. Si le notas apático, con poca energía o incluso con pocas ganas de comer, no dudes en buscar ayuda veterinaria. 

5. Enriquece su día a día con paseos y deportes. Son siempre necesarios, y en otoño también. Para que goce de una buena salud física y mental, y para prevenir estadios de apatía como los que acabamos de comentar, es importante que realices actividades diarias con tu perrete. Paseos, carreras, horas de juegos, de mimos… Le ayudarán a estar entretenido, liberar estrés, y disfrutar de lo que más les gusta, nuestra compañía y quizás la de otros perros.

Compartir artículos: 

arriba / siguente